Soltando lastre

Soltando lastre

Me pesabas como una piedra.

Tenerte a mi lado, sin que estuvieses a mi lado,

sino colgado de mí, era un peso insoportable.

Pesabas tanto…, a propósito.

Todas las personas que habían pasado por tu vida se desprendieron de ti, porque pesabas más de lo que podían soportar.

Conmigo, querías pesar aún más.

Pesabas tanto que me impedías respirar, ahogándome con la cuerda de la soledad y el maltrato.

Tus gritos extenuantes…, sólo recuerdo tus gritos, y tu presión, y mi cárcel.

Pesabas toneladas.

Eras una piedra.

Un pasado muy pesado.

Qué ligera me siento ahora.